Río Majaceite

Río Majaceite
Río Majaceite a su paso por El Bosque

31 may. 2010

PARÉNTESIS

Porque lo primero es lo primero y la salud y la familia ocupan ese lugar, hago un paréntesis en la actividad bloguera. He guardado todas las entradas del blog, a excepción de las nueve que en esta página se pueden ver. Dejo publicado, pues, el top nine de este espacio digital que ha ido creciendo a lo largo de sus dieciocho meses de vida. Los amigos más antiguos podrán recordarlas, los más recientes conocer lo dicho aquí en tiempos en que no visitaban esta casa.

30 may. 2010

PASEO DOMINICAL MATUTINO


Calle Almería
La mañana del domingo 30 de mayo de 2010 ha amanecido azul y limpia, fresca, y me apetecía dar un paseo por el pueblo; así que me lo he dado por las calles que menos suelo frecuentar. Había un silencio de pájaros y poca gente. Yo silbaba quedamente aquello de "algo chiquitito, wou wou wa".
Esta es la casa de Anita. En su interior estaba ella. Y una asistenta del programa de la ley de dependencia que le ayuda habitualmente a atender a su hermano Paco, gravemente enfermo e impedido desde hace años. Anita ha rebasado ya los 70, y ha nacido para ser buena y ayudar a su familia: a sus padres cuando vivían, a sus hijos siempre y a su marido hasta que falleció hace algunos años. ¿Hay gente que merece ser canonizada, convertida en santa? Ella es una. Sus milagros, sacar adelante día a día su casa con amor de hija, amor de madre, amor de hermana y amor de esposa. La he saludado. Me he ido y ella se ha quedado dándole, cucharada a cucharada, un tazón de leche a su hermano.
Otra vecina, Carmela, regaba las flores de su balcón y las que tiene colocadas en la calle.
Una buganvilla regala belleza a este rincón.

El paseo ha terminado en la churrería, con risas y bromas entre los clientes y la dueña del negocio, Isabel, que por la mañana hace churros y por la tarde las mejores papas fritas de España.

28 may. 2010

POEMA


Llevas un universo en tus entrañas

preñado de música y de dulzura,
una rosa que alimenta esperanzas
de transformarse, al sol, en una luna.
Corre por tus venas un nuevo río
que amorosamente tu cuerpo inunda,
nueve meses beberá en tus latidos
hasta desembocar en una cuna.
Almas de estrellas circundan tu frente,
sueñan con tu matriz las madrugadas,
luceros hay que alumbran para verte.
Lucirá el otoño hojas doradas,
vestirá el invierno flores de nieve,
la primavera parirá una dalia.

Morirán de envidia las amapolas
cuando mezas en tus brazos la luna;
la Vía Láctea bajará a tus pechos
para llenarlos de amor y ternura.
Tu corazón se hará dos corazones,
mi alegría volará más profunda,
nos miraremos en un mismo espejo,
y aunque tiempos y espacios nos distancien
ya nada podrá separarnos nunca.

26 may. 2010

ORQUÍDEAS

La palabra orquídea se asocia a belleza. Y la verdad es que son plantas de flores generalmente bellas, aunque hay no pocas especies de orquídeas que no tienen esa virtud. Las más hermosas han sido cultivadas por el hombre desde hace casi 3.000 años.


Etimológicamente, la palabra orquídea procede del griego orkhis, que significa testículos, y ese nombre se debe al parecido existente entre esos órganos masculinos y los tubérculos de muchas especies de orquídeas. Esta semejanza llevó también a la creencia de que estas plantas tienen poderes afrodisíacos y que daban al hombre virilidad y fertilidad.

Se encuentra presente esta planta en prácticamente todos los lugares de la Tierra, salvo en los de clima extremo, y, aunque es imposible dar una cifra exacta, se estima que hay entre 20 y 25.000 especies distintas. En el Monte Albarracín de El Bosque, donde han sido tomadas todas estas fotos, se pueden encontrar varias especies, especialmente la que aquí aparece, que florece entre los meses de enero y marzo, y que pone una preciosa nota de color entre ardiviejas, encinas y pinos.


23 may. 2010

UNA DAMA QUE CANTA POR LAS CALLES DE MÁLAGA


La calle Larios lucía elegante y azul, había en ella murmullos de sol y primavera. Junto a una farola, sentada, una mujer de belleza castigada por el tiempo, de voz dulce, cantaba melodiosamente. Su canto se elevaba por encima del ruido de los pasos de los transeúntes, del rugido de coches lejanos y crecía hacia el cielo, rebotando en las fachadas de los edificios, envuelta en los acordes del acordeón que ella misma tocaba.
Algunos de los que pasábamos nos paramos a escucharla. Alguien comentó que la mujer que cantaba venía todas las mañanas y permanecía allí durante varias horas; que, al parecer, era croata y había aparecido por las calles malagueñas hacía unos meses.
La mujer acabó de interpretar una de las canciones de su repertorio. Varias personas depositaron dinero en el recipiente puesto para ello y hubo quien le compró uno de los cd’s que tenía a la venta. Ella tomó un sorbo de agua, nos miró a todos agradecida y de nuevo hizo sonar su acordeón; el grupo se deshizo, seguimos todos nuestro camino, cada uno a su tarea. En la distancia se escuchaba la voz de aquella dama, cada vez más lejana, hasta que se disolvió en los sonidos de la calle...

18 may. 2010

"EL BOSQUE"

Voy a dedicar esta entrada a pedirles a todos los que visitan este blog que le echen una mano a "El Bosque", no al pueblo de El Bosque, sino al grupo llamado "El Bosque" que anda en esas listas de los 40.com con su canción "Mentirosa". ¿Cómo echarles una mano? Pues votando por ellos. ¿Dónde? Pinchando AQUÍ. Si pinchas te aparecerá una pantalla con el vídeoclip de su canción. En esa pantalla, arriba a la derecha, verás unas estrellitas junto a la palabra "vota". Pues ya sabes, vota pinchando en la quinta estrella para así darles la máxima puntuación, que es la que se merecen, ¿o no? Y escucha la canción, que suena fresca como un bosque.

16 may. 2010

ARTISTAS CALLEJEROS

¿Mendicidad o arte en la calle? ¿Arte y mendicidad? ¿Honrado trabajo? En los últimos tiempos viene siendo habitual ver a un señor o a una señora, apostado en la calle, en algún lugar de numerosa concurrencia, haciendo mimo, tocando algún instrumento musical, cantando, bailando... Los hay de una calidad sorprendente, los hay que es mejor darles dinero para que se callen; pero en general, son personajes que hacen más habitable y humana la ciudad. En medio del ir y venir atareado de unos, del plácido paseo de otros, ellos ponen la nota de color, con sus gestos, con su música, con su voz. A cambio solo piden una dádiva voluntaria; es como si trabajaran sin conocer el salario que les va a dar el patrón, que en este caso somos todos los que pasamos, aún sin proponérnoslo.


Este otro mimo que más abajo se puede ver, aunque lo parece, no lo es. Está día y noche a la entrada de la sede del gobierno gibraltareño.

13 may. 2010

LO MICRO CON MACRO

"Eine Kleine Nachtmusic", dicho en cristiano "Pequeña serenata nocturna", de Mozart. Violines, viola, chelo y contrabajo, en armonía durante 62 segundos con mi cámara de fotos: objetivo macro sobre escenas micro.

11 may. 2010

ALGODONALES Y SU GUERRA DE LA INDEPENDENCIA

En los primeros días de mayo, el pueblo de Algodonales se reviste de espíritu guerrillero y echa una mirada al pasado para cultivar su presente y su futuro. Son muchos los pueblos de la Sierra de Cádiz que vivieron episodios bélicos en la lucha contra la invasión napoleónica. El Bosque consiguió su independencia como municipio merced al comportamiento heroico de sus gentes contra las tropas invasoras; Algodonales sufrió una terrible devastación de su núcleo urbano por las tropas francesas. Los vecinos de Algodonales, los de El Bosque, los de otros pueblos de esta comarca gaditana, lucharon por su tierra. En este año 2010 se conmemora el 200 aniversario de aquellos hechos.
Este año, Manuel Pimentel, tercero por la derecha,
ex ministro, oriundo de Algodonales, fue
pregonero y Alcalde Honorario.

El municipio de Algodonales, desde hace varios años, recrea aquellos acontecimientos y cada edición supera a la anterior. Aunque lo que se recuerda son hechos dolorosos y sangrientos, la gente participa con alegría.

9 may. 2010

UN BELLO DÍA

El pasado sábado día 8 de mayo, las mujeres de El Bosque -y algunos hombres, justo es decirlo- se soltaron el pelo y pusieron la Plaza de bote en bote. Mercadillo con productos diversos, bailes propios de princesas y reinas, elegantísimos vestidos antiguos, juegos de otra época, ricos platos elaborados con manos amorosas... una explosión de olores, de colores y de alegría. Mejor que contarlo, verlo.
"En Torregorda
cayó un cañón
dentro del agua,
¡qué golpe dio!..."
Primas... y hermanas.
Jabones y cosméticos relucientes,
hechos artesanalmente
Ellas llenaron el aire de olores tentadores
y los paladares de ricos sabores.
Y para poner la guinda al pastel...
el baile que aquí pueden ver.

7 may. 2010

"RÍOS, FONTES", ÁRBOLES, ROSALÍA Y AMANCIO PRADA

Con una colección de fotos de paisajes de El Bosque, en las que predominan los árboles; la música y la voz de Amancio Prada y la poesía de Rosalía de Castro, hemos hecho un montaje con el que terminamos esta serie de entradas breves dedicadas a destacar la presencia del árbol en la literatura castellana y su importancia en distintas culturas y religiones. Para ello se han utilizado fragmentos de textos del libreto elaborado por Pepe Juárez, Celia Aranda y Manuel Ángel Gallego.


5 may. 2010

DE ÁRBOLES SAGRADOS Y VERSOS ARBOLADOS

Resulta interesante observar el lugar que ocupan los árboles, determinados árboles, en el ámbito de las creencias religiosas. De este asunto se ocupa el libreto elaborado por Pepe Juárez a que venimos haciendo referencia en las dos últimas entradas. El olivo ocupa el centro del paraíso musulmán, "donde brilla eternamente sin fuego ni humo". Los pueblos celtas eligieron el roble como árbol sagrado y aquí encontramos el origen de la tradición de adornar un árbol en Navidad: "Como el roble pierde sus hojas en invierno y parece muerto, los celtas y otros pueblos indoeuropeos le ofrendaban frutos y luces para que reviviera(...) El cambio del roble por el abeto se debe a San Bonifacio, misionero inglés que evangelizó Alemania en el siglo VIII y que derribó un inmenso roble consagrado a Thor para demostrar que no era sagrado ni intangible. El abeto, con su hoja perenne, representaba mejor a Dios, cuya faz nunca se oscurece."
Fotos del Jardín Botánico de El Bosque.4-5-10

Pero esto ocurre así en todas partes. Aquí y en Pekín. Si nos vamos a China, nos encontramos con que se tienen por árboles sagrados "el bambú, el ciruelo y el pino (...) que representan la flexibilidad, la belleza y la verde lozanía (...) las tres cualidades que el taoísmo considera indispensables para vivir una vida sana y longeva". Donde quiera que fijemos nuestra mirada, en cualquier cultura, en cualquier religión, en cualquier tiempo o lugar, el árbol, algún árbol en particular, goza de un fuerte poder de representación simbólica.

Y como tema literario, encontramos árboles en multitud de poemas. Un cantar anónimo muy conocido dice

De los álamos vengo, madre,
de ver cómo los menea el aire...

Alfonso X el Sabio ponía en forma de verso una orden terrible en defensa de los árboles, una orden que prohibía encender fuego para quemar los montes:

Que no pongan fuego para quemar los montes,
e más que otra cosa las encinas.
E al que lo fallareis faciendo,
que lo echen dentro.

No se andaba con chiquitas el sabio rey. Con un sentido más lírico se expresa Rafael Alberti en estos versos que definen al árbol mediterráneo por excelencia:

¿Qué es un olivo?
Un olivo
es un viejo, viejo, viejo
y es un niño
con una rama en la frente
y colgado en la cintura
un saquito todo lleno
de aceitunas.

Podríamos seguir con cientos de ejemplos, una inmensa arboleda puebla nuestra literatura, pero vamos a dejarlo aquí no sea que los árboles no nos dejen ver El Bosque y no sepamos llegar al Jardín Botánico para participar en el encuentro previsto para el próximo sábado día 8 a las 10 de la mañana.

4 may. 2010

EL ÁRBOL Y LAS CREENCIAS

Hablábamos en la entrada anterior de la actividad organizada en torno al árbol y la literatura y del libreto elaborado a tal fin, que se distribuirá entre los que participen en el encuentro que sobre este tema se va a celebrar el próximo sábado en el Jardín Botánico de El Bosque, al que están invitados todos los que deseen asistir.
Me gustaría destacar en esta y en la próxima entrada algunos de los comentarios que en dicho libreto se hacen acerca de la vinculación de las distintas culturas y civilizaciones que en el mundo han sido, con algún árbol en particular, que les ha servido de icono para plasmar sus creencias. Así, la tradición cristiana, en la Biblia, dibuja el camino entre la condena divina y la redención mesiánica, eligiendo para ello como símbolos, la fruta prohibida de un árbol y como final y meta redentora, la cruz, "fiel cruz, árbol sobre todos noble: ningún bosque ofrece algo similar en hojas, flores o semillas", rezan los oficios del Viernes Santo. "El paso de los siglos ha desvirtuado ambos símbolos hasta hacerlos irreconocibles. Es lógico en el caso de la cruz, que solo desde la elaboración simbólica puede ser vista como un árbol". Se afirma en el libreto citado que "el Génesis no habla de ningún árbol conocido hasta que menciona la higuera (los pintores representaron un manzano). Con sus hojas tapan Adán y Eva su desnudez (...) Miguel Ángel, en la Capilla Sixtina, es quizás el único artista que pinta el árbol de la Ciencia del Bien y del Mal como una higuera." Una higuera es también el árbol "bajo el que Sidharta se convierte en Buda."

Como me ocurrió en la entrada anterior con "El ciprés de Silos", tampoco quiero dejar de transcribir en esta entrada un bellísimo poema que la poetisa uruguaya Juana de Ibarbourou dedicó a

LA HIGUERA

Porque es áspera y fea,
porque todas sus ramas son grises
yo le tengo piedad a la higuera.

En mi quinta hay cien árboles bellos,
ciruelos redondos,
limoneros rectos
y naranjos de brotes lustrosos.
En las primaveras
todos ellos se cubren de flores
en torno a la higuera.
Y la pobre parece tan triste
con sus gajos torcidos, que nunca
de apretados capullos se viste...

Por eso,
cada vez que yo paso a su lado
digo, procurando
hacer dulce y alegre mi acento:
"Es la higuera el mas bello
de los árboles todos del huerto".

Si ella escucha,
si comprende el idioma en que hablo,
¡qué dulzura tan honda hará nido
en su alma sensible de árbol!
Y tal vez, a la noche,
cuando el viento abanique su copa,
embriagada de gozo le cuente:
"Hoy a mí me dijeron hermosa".

3 may. 2010

EL ÁRBOL Y LA LITERATURA I

El próximo sábado, en el Jardín Botánico de El Bosque, a las 10 de la mañana, hay convocado un encuentro, al que pueden asistir todos los amantes de la Naturaleza y la Literatura que lo deseen y anden por aquí cerca. Ya sé que hay quienes leen esto que quisieran estar, pero viven tan lejos que les va a resultar más bien imposible.
La actividad contará con dos partes: una tertulia sobre "El árbol en la Literatura" y un recorrido guiado por el Jardín, el más bello de Andalucía sin lugar a dudas.
Como introducción a la tertulia, Pepe Juárez, director del C.E.I.P. "Albarracín", ha seleccionado y pergeñado una serie de textos que Celia Aranda ha maquetado y diseñado y Manuel Ángel Gallego ha ilustrado. Como resultado de ese trabajo, ha quedado un libreto muy interesante que dará juego a la hora de animar la conversación que mantendremos el próximo día 8 en el escenario que en las fotos de abajo puede verse.
El libreto realiza un recorrido por la historia de la relación entre el hombre y el árbol, y finaliza con una breve antología de poemas en los que el árbol es protagonista: desde "El ciprés de Silos" -el magnífico soneto de Gerardo Diego-, cumbre de la poesía castellana, hasta algunos poemas de poetas locales. (Si alguien quiere recibir el libreto, que me lo pida vía correo electrónico dirigido a arobos@terra.es)

Volveremos en próximas entradas sobre este tema, pero no me resisto a dejar escrito en esta el soneto a que me he referido de Gerardo Diego.


EL CIPRÉS DE SILOS

Enhiesto surtidor de sombra y sueño
que acongojas el cielo con tu lanza.
Chorro que a las estrellas casi alcanza
devanado a sí mismo en loco empeño.

Mástil de soledad, prodigio isleño,
flecha de fe, saeta de esperanza.
Hoy llegó a ti, riberas del Arlanza,
peregrina al azar, mi alma sin dueño.

Cuando te vi señero, dulce, firme,
qué ansiedades sentí de diluirme
y ascender como tú, vuelto en cristales,

como tú, negra torre de arduos filos,
ejemplo de delirios verticales,
mudo ciprés en el fervor de Silos.