Río Majaceite

Río Majaceite
Río Majaceite a su paso por El Bosque

7 nov. 2009

COMENTARIOS SOBRE LO DIVINO Y HUMANO

7 de noviembre de 2009

Un día como hoy de 1917 estalló en Rusia la llamada "Revolución de Octubre", que terminó instaurando el régimen comunista en dicho país.

"Platero es pequeño, peludo, suave, tan blando por fuera que se diría todo de algodón, que no lleva huesos..." ¿Quién no ha leído ese maravilloso poema en prosa que es Platero y yo? Habrá mucha gente que aún no ha tenido la oportunidad de leerlo; pero de lo que estoy seguro es de que hay una manada de energúmenos con dos patas, vecinos de un pueblo de Cáceres llamado Torreorgaz, que no lo han leído nunca ni saben que existe este libro de Juan Ramón Jiménez.

En dicho pueblo, los jóvenes celebran su mayoría de edad organizando durante varios fines de semana consecutivos fiestas y "gamberradas". ¿Saben en qué ha consistido una de las últimas? El jueves día 29 del pasado mes de octubre, estos valientes chicarrones robaron una burra que se encontraba en el corral de su dueño, se la llevaron amparados en la oscuridad de la noche, la apalearon entre risas y chanzas hasta dejarla moribunda y le introdujeron luego en el recto una de las estacas empleadas en la humana paliza. ¡Cómo se divirtieron estos chavales! La burra, lógicamente, murió abandonada en una cuneta de las afueras del pueblo. Los diez jóvenes protagonistas de esta salvajada, de diecisiete años, en vísperas de cumplir los dieciocho, se preparaban así para convertirse en un futuro no muy lejano en maridos y padres maltratadores; este era su rito iniciático para alcanzar con el tiempo un alto grado de perfección en otros tipos de violencia, en la de género entre otras.

Los habitantes de Torreorgaz no merecen aparecer en los medios de comunicación por este hecho; seguro que la inmensa mayoría de ellos son buena gente, pacífica y amante de los animales; pero en todas partes cuecen habas y en ningún lugar falta gente del tipo de estos diez jóvenes, a los que yo, además de imponerles la pena que la Ley contemple para estos casos, le añadiría la obligación de leer el precioso libro de Juan Ramón Jiménez, placentera lectura para cualquier persona, castigo para estos cafres que por lo que se deduce de sus acciones, deben ser alérgicos a cualquier actividad que tenga que ver con el uso de la inteligencia.

14 comentarios:

Isa dijo...

No me puedo creer que haya gente que pueda hacer esas barbaridades

Alfonso dijo...

Es increíble que pasen estas cosas hoy... pero pasan. En fin.

luciernaga_poeta dijo...

Aro, la violencia es inexcusable, he quedado con el alma helada y una tristeza que no puedo expresar por el maltrato y muerte del animal.
Esos jóvenes no sólo carecen de cultura literaria, si no que de valores que dudo los adquirirán leyendo. Mis saludos
Cecy

Sonia Schmorantz dijo...

Um belo texto, gostei da expressão "devem ser alérgicos a qualquer atividade que tenha a ver com o uso da inteligência", é muito bom!
Um abraço, obrigado pelas visitas, tenha ótimo fim de semana!

Arantza G. dijo...

Me has molido...
Mentes oxidadas en jóvenes...por Dios! así nos va y nos viene.
Buen fin de semana.
Un beso.

Kassiopea. dijo...

Me dejas sin palabras. ¿Cafres? eso es poco para definirlos. Espero que la justicia actúe con contundencia.

belijerez dijo...

He sentido un fuerte escalofrio leyendo este post. La violencia que no cesa. Además es machista. ¿Has visto que algún grupo de mujeres haga algo semejante?
Les recomendaría además de leer Platero y yo que trabajaran ciudando burros y burras sobre todo durante el parto. Que aprendan de los animales ya que de otras personas no aprendieron adecuadamente.

Gracias por compartir.

azul dijo...

Que educación se les da a estos chavales para no respetar la vida...

Me pongo mala

Un saludo

Menda. dijo...

Ojalá reciban su castigo.

MAMÉ VALDÉS dijo...

¿Realmente quién son los burros? o mejor dicho ¿Quién son los bestias?
Asi nos va.

Basurero Usurero dijo...

Afirmar que de apalear burras en lo fututo apalearan sus mujeres es muy avezado, o acaso esos salvajes necesariamente han tenido que ser engendrados por salvajes. Suerte.

SOMMER dijo...

Un palo por el culo les metía yo a todos ellos¡¡¡¡¡¡

Mecagoentoloquesemena.... perdona, pero es que noticias como estas me encienden...

María Socorro Luis dijo...

No puedo entender que existan muchachos con esas mentes... Cuando lo leí por primera vez, no pude escribir ningún comentario.

Es nuy triste y desolador.

Le Mosquito dijo...

Me ha dejado hecho polvo.
:(

A esto quería referirme cuando ponía en cuestión la aparente inocencia de algunas tradiciones, que aunque en su expresión no sean violentas (o tan violentas) suponen un poso educacional que podría justificar actitudes futuras entre los niños y jóvenes.

Es verdaderamente escandaloso.